El Athletic Club de Bilbao se ha convertido en el primer finalista del LXV Ramón de Carranza. El conjunto vasco ha eliminado en una igualada semifinal al CD Tacón gracias a un solitario tanto de Marta Oroz en la segunda mitad.

El partido ha sido muy parejo y solo la falta de acierto por ambas partes impidió que el marcador se estirara más. Salió mejor el Tacón y Jakobssen estrelló un balón en el larguero, pero se entonó el Athletic pasada la media hora y Lucía García empezó a penetrar con facilidad en la defensa blanca. De hecho el VAR tuvo que intervenir para anular un gol de la delantera asturiana. Al filo del descanso, Ohiane Valdezate mandó un remate de cabeza al larguero.

La segunda mitad tuvo más de lo mismo, incluidas ocasiones truncadas por culpa del larguero. Esther y de nuevo Sofía Jakobssen vieron cómo sus intentos acababan en el travesaño. Por su parte, el Athletic mejoró en la presión en campo rival y dispuso de varios robos muy peligrosos. En uno de ellos llegó la jugada del gol con protagonismo para el VAR.

Ane Azkona llegó muy forzada para empujar a la red un balón franco y sin oposición y su remate se marchó desviado. No obstante, Daiane se había lanzado con todo para evitar el gol y había golpeado a la jugadora del conjunto bilbaíno. El árbitro, con ayuda del VAR, indicó la pena máxima. Maite Oroz, espectacular durante todo el encuentro, falló el penalti, pero cogió su propio rechace para anotar el 1-0 y llevar al Athletic a la final del Ramón de Carranza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.